¿Cómo celebrar el Shabat paso a paso?

Formas de celebrar el shabat

En el calendario judío, los días comienzan al anochecer, en lugar de al amanecer o a medianoche. Lo más importante que puede hacer para que el Shabat sea especial es recordar que se acerca y planear una buena comida con sus amigos o familiares el viernes por la noche. Si no estás preparado para ninguna otra parte de la observancia del Shabat, éste es un buen primer paso. Es una importante costumbre judía guardar la mejor comida para el Shabat. Una sabrosa cena del viernes por la noche, incluso una que no sea comida judía tradicional, incluso algo pedido en la pizzería de la calle, hará que se sienta como un Shabat. Sobre todo si la comes en tu casa con la gente que quieres. Una actividad que puede ser especial en la semana anterior al Shabat es hornear hallah. Aunque se puede utilizar cualquier pan entero para el Shabat, hacer los panes especiales trenzados de hallah es una oportunidad para la creatividad. Es más fácil encontrar tiempo para hornear cuando no se es padre, pero es muy divertido si se tienen hijos para hacer formas locas con la masa.

El comienzo del Shabat se marca con el encendido de las velas. En los tiempos bíblicos, las mujeres encendían una lámpara que debía durar toda la noche, ya que encender un fuego era un trabajo que no podían hacer durante el Shabat. Esta tradición se ha mantenido a lo largo de la historia judía. Hoy en día, se puede empezar el Shabat el viernes por la noche encendiendo las velas y diciendo una bendición.

Cómo observar el shabat como cristiano

El Shabat -el sábado judío- es un periodo de descanso de 25 horas que dura desde justo antes de la puesta de sol del viernes hasta el anochecer del sábado. La idea es tomarse un descanso de la vida ordinaria y centrarse en la familia, la comunidad y el crecimiento espiritual. En nuestras aceleradas vidas puede ser un cambio bienvenido dejar de correr del trabajo al preescolar y a la tienda de comestibles… y en su lugar disfrutar de una reconexión semanal con las personas e ideas que realmente importan en la vida.

  ¿Que se come el 24?

La mayoría de las familias encienden dos velas, aunque las prácticas son variadas. Algunas familias dan tzedaká (caridad) como parte de su ritual de encendido de velas, y algunas dan bendiciones a sus hijos en este momento. Se acostumbra a encender las velas y luego cubrirse los ojos mientras se recita la bendición.

En muchas familias, la observancia central del Shabat tiene lugar el viernes por la noche, alrededor de la mesa. Es un momento en el que la familia y los amigos pasan un tiempo relajado juntos, reconectando al final de una semana ajetreada de trabajo y escuela.

Después del kiddush, se acostumbra a “partir el pan” con dos panes de jalá. Estos panes se cubren con un paño durante el kiddush. La ley judía exige que primero se haga un lavado de manos ritual, y luego se descubra la jalá y se recite la bendición sobre el pan.

Ritual del Shabat

Todavía puedo oler los Shabatot de la casa de mi infancia. El pollo de mi madre asándose en el horno, el humo de la cerilla que encendía nuestras velas de Shabat, el dulce challah de pasas que mi padre compraba en Zaro’s Bakery al volver del trabajo. De hecho, el Shabat en casa se santifica a menudo a través de la comida, el ritual y la unión familiar. Aunque entre las familias judías de hoy existe una maravillosa variedad de prácticas de Shabat, las mesas de Shabat dispares se unen en torno a los siguientes rituales, creando un vibrante tapiz de pueblo y tradición judíos.

El encendido de las velas significa el comienzo del Shabat y la conclusión de una agitada semana de trabajo. Cuando se encienden las luces del Shabat y se recita la bendición, se produce un momento de transformación familiar e individual. La llama enciende la santidad, la paz y la alegría en el hogar, y la proclamación de la bendición significa el reconocimiento personal del Shabat.

  ¿Que eran los pueblos mapuches?

Al encender las luces del Shabat recordamos el primer acto de creación de Dios. Como escribe Abraham Joshua Heschel, “así como la creación comenzó con la palabra ‘Hágase la luz’, la celebración de la creación comienza con el encendido de las luces”.1

Shabat para principiantes

La cena de Shabat es una magnífica oportunidad para relajarse, disfrutar de una buena comida y compañía, y conectar con la tradición judía. Pero organizar una cena de Shabat por primera (o segunda o tercera) vez puede ser intimidante. Así que aquí tiene una guía rápida.1) RelájeseLa gente suele estar encantada de que la inviten a una comida en casa de alguien. (Y si no es así, es que estás invitando a las personas equivocadas). Si no estás acostumbrado a ser el anfitrión de las cenas, es bueno recordar que partir el pan juntos realmente rompe el hielo. Seguramente te resultará más cómodo de lo que crees.2) Reúne tus provisiones

¿Te abruma la lista? Si es la primera vez que lo haces, puedes reducirla. Además, no todo el mundo hace todo esto. Empieza con las velas, el Kiddush y el Hamotzi. Puedes añadir más cosas más tarde.5) Cocinar y preparar la mesa: la mesa puede tener muchas formas, desde la más informal a la más formal y elegante, dependiendo de tu estilo personal. Pero hacerla especial es una gran idea. Si te mueres por tener una excusa para usar ese mantel tan raro o la vajilla de tu abuela, ésta es tu oportunidad.6) Diviértete.Recuerda que el Shabat es un día de descanso y renovación. Aunque estés un poco estresado por ser el anfitrión de esta cena por primera vez, pronto te convertirás en un profesional y es de esperar que la práctica se convierta en una nueva fuente de satisfacción, relaciones más profundas y revitalización. ¡Shabat shalom!

  ¿Qué se celebra el 12 de octubre en Guadalajara?