¿Cómo era la cultura de los indígenas venezolanos?

¿Cómo era la cultura de los indígenas venezolanos?

Hechos de Venezuela

Venezuela (oficialmente República Bolivariana de Venezuela) es un país situado en la costa norte de Sudamérica, que limita con Colombia, Brasil y Guyana. Su sociedad ha sido profundamente moldeada por la colonización española, que introdujo el catolicismo romano y la lengua española. En la actualidad, la cultura dominante en Venezuela refleja una mezcla de costumbres indígenas y españolas, así como influencias regionales caribeñas y andinas. Los venezolanos suelen describirse como personas cálidas, acogedoras y abiertas. En general, les une un deseo compartido de justicia e igualdad. Esto lo encarna el héroe nacional, Simón Bolívar, del que están muy orgullosos. Sin embargo, las costumbres y actitudes pueden variar significativamente según la clase social, la etnia o la localidad (por ejemplo, rural o urbana). De hecho, las percepciones de la cultura suelen ser especialmente diferentes entre quienes pertenecen a distintas clases sociales y económicas.

La mayoría de la población venezolana vive en zonas urbanas (88,2%), situadas sobre todo en las tierras altas del norte y el oeste del país.1 La urbanización ha aumentado en las últimas décadas con la migración masiva del campo a la ciudad, lo que ha dado lugar a la formación de grandes barrios marginales que rodean las ciudades. Se calcula que más del 80% de la población de Caracas vive en estos barrios2 . Aproximadamente, una cuarta parte de la tierra de Venezuela se sigue utilizando para fines agrícolas3.

Nombres venezolanos

Venezuela es un país de renta media con un amplio e importante sector petrolero. Los dirigentes políticos de Venezuela mantienen un discurso antiestadounidense, y su clima político es muy polarizado y fluido. La delincuencia violenta es un problema grave, y la capital, Caracas, tiene una de las tasas de homicidio per cápita más altas del mundo. Se producen secuestros, asaltos y robos en todo el país; ninguna zona es segura. El servicio aéreo regular y las carreteras para todo tipo de clima conectan las principales ciudades y la mayoría de las regiones del país. La infraestructura turística de Venezuela varía en calidad según la ubicación y el precio.

Secuestros: Los secuestros, incluidos los “secuestros exprés” en los que las víctimas son secuestradas en un intento de obtener dinero rápido a cambio de su liberación, son un problema grave. Una práctica habitual es que los secuestradores sigan a las posibles víctimas hasta los garajes de los edificios y las secuestren a punta de pistola, aunque la mayoría de los secuestros se producen mientras viajan en vehículos. Los secuestros de ciudadanos estadounidenses y de otros ciudadanos extranjeros en casas, hoteles, taxis no autorizados y en la terminal del aeropuerto sí ocurren, y se denuncian con más frecuencia a la embajada. Como ejemplo reciente, en marzo de 2012, un ciudadano estadounidense, actualmente residente en Caracas, viajaba a su casa en su vehículo cuando fue adelantado y luego bloqueado por un solo vehículo. Varios hombres armados salieron del vehículo que lo bloqueaba y obligaron a la víctima a salir de su coche y entrar en otro vehículo. Los secuestradores retuvieron a la víctima mientras conducían por Caracas realizando otros secuestros y robos. La víctima fue finalmente liberada ilesa. También se han denunciado a la embajada los “secuestros virtuales”, en los que se realizan encuestas de estafa para recopilar información de contacto de los menores, que luego se utiliza para llamar a los padres para pedir rescates sin que los niños sean secuestrados, y los “secuestros internos”, en los que se pagan grandes sumas de dinero a empleados domésticos por llaves e información para entrar y secuestrar a los niños para pedir un rescate. Los ciudadanos estadounidenses deben estar atentos a su entorno y tomar las precauciones necesarias.

Demografía de Venezuela

Este trabajo examina el sector audiovisual de Venezuela y sus políticas culturales y mediáticas durante la era de Chávez (1999-2013). En este sentido, este análisis destaca esencialmente cómo la percepción de Chávez sobre la ausencia de representación de la cultura popular venezolana sirvió de base para proponer una remodelación de las políticas culturales y mediáticas. Teniendo en cuenta este escenario, señalamos que esta iniciativa tuvo lugar con el fin de rescatar, promover y valorar la singularidad nacional y estimular la inclusión y el desarrollo social de la población. En este sentido, indicamos que la reconstitución del tejido social venezolano se dio a través de una nueva, importante y original agenda de bienes culturales y/o audiovisuales. Asimismo, sugerimos que, en cierta medida, el mismo proceso tuvo lugar en América Latina.

Este trabajo examina el sector audiovisual de Venezuela y sus políticas culturales y mediáticas durante la Era Chávez (1999-2013). En este sentido, este análisis destaca esencialmente cómo la percepción de Chávez sobre la ausencia de representación de la cultura popular venezolana sirvió de base para proponer una remodelación de las políticas culturales y mediáticas. Teniendo en cuenta este escenario, señalamos que esta iniciativa se produjo con el fin de rescatar, promover y valorar la singularidad nacional y estimular la inclusión y el desarrollo social de la población. En este sentido, indicamos que la reconstitución del tejido social venezolano se dio a través de una nueva, importante y original agenda de bienes culturales y/o audiovisuales. Asimismo, sugerimos que, en cierta medida, el mismo proceso tuvo lugar en América Latina.

Datos de interés de Venezuela

Los indígenas de Venezuela, amerindios o nativos venezolanos, constituyen aproximadamente el 2% de la población total de Venezuela[1], aunque muchos venezolanos pueden tener algún grado de ascendencia indígena. La población indígena se concentra en el estado de Amazonas, en la selva tropical del sur del país, donde constituyen casi el 50% de la población[1] y en los Andes del estado occidental de Zulia. El pueblo indígena más numeroso, con unos 200.000 habitantes, es la parte venezolana del pueblo wayuu (o guajiro), que vive principalmente en Zulia, entre el lago de Maracaibo y la frontera con Colombia[2]. Otros 100.000 indígenas, aproximadamente, viven en los escasamente poblados estados del sureste de Amazonas, Bolívar y Delta Amacuro[2].

Se desconoce el número de personas que vivían en Venezuela antes de la Conquista; puede que fueran alrededor de un millón de personas[3] y además de los pueblos actuales incluían grupos como los Auaké, Caquetio, Mariche, Pemon, Piaroa y Timoto-cuicas[4] El número se redujo mucho después de la Conquista, principalmente por la propagación de nuevas enfermedades procedentes de Europa. [Había dos ejes principales de población precolombina, de norte a sur, que producían maíz en el oeste y mandioca en el este[3]. Amplias zonas de las llanuras de los Llanos se cultivaban mediante una combinación de tala y quema y agricultura permanente asentada[3]. Conocido por los lugareños como mene, el líquido espeso y negro se utilizaba principalmente con fines medicinales, como fuente de iluminación y para calafatear las canoas[5].