¿Cómo es la cultura del Imperio carolingio?

¿Cómo es la cultura del Imperio carolingio?

El imperio franco

A la muerte de Luis siguió un periodo de guerras. El Tratado de Verdún (843) restableció la paz y dividió el imperio entre tres hijos, delimitando geográfica y políticamente los futuros territorios aproximados de Alemania, Francia y la zona entre ellos, conocida como el Reino Medio. Los reyes carolingios orientales gobernaron el reino franco oriental, lo que hoy es Alemania y Austria; los reyes carolingios occidentales gobernaron el reino franco occidental, lo que se convirtió en Francia. Sin embargo, el título imperial dependía cada vez más del gobierno del Reino Medio. Para entonces, además de una delimitación geográfica y política, se había producido una escisión cultural y lingüística. Las tribus francas orientales seguían hablando dialectos germánicos; la lengua de las tribus francas occidentales, bajo la influencia del galo-latino, se había convertido en el francés antiguo. Debido a estas diferencias lingüísticas, el Tratado de Verdún tuvo que redactarse en dos idiomas.

El imperio de Carlomagno no sólo se había dividido en tres reinos, sino que el reino franco oriental se estaba debilitando por el surgimiento de ducados regionales, los llamados ducados madre de Franconia, Sajonia, Baviera, Suabia y Lorena, que adquirieron el carácter de pequeños reinos. La fragmentación en el este marcó el inicio del particularismo alemán, en el que los gobernantes territoriales promovían sus propios intereses y su autonomía sin tener en cuenta el reino en su conjunto. Los ducados se fortalecieron cuando la línea carolingia se extinguió en el año 911; los reyes posteriores no tendrían ningún vínculo sanguíneo directo con el trono con el que legitimar sus pretensiones de poder frente a los duques territoriales.

  ¿Cuál es la alimentacion de los masai?

Tratado de Verdún

La arquitectura carolingia es el estilo de la arquitectura prerrománica del norte de Europa perteneciente al periodo del Renacimiento carolingio de finales del siglo VIII y del IX, cuando la dinastía carolingia dominaba la política de Europa occidental. Fue un intento consciente de emular la arquitectura romana y, para ello, se inspiró en gran medida en la arquitectura paleocristiana y bizantina, aunque con innovaciones propias que le confieren un carácter único.

La casa de la puerta del monasterio de Lorsch, construida en torno al año 800, es un ejemplo de la inspiración clásica en la arquitectura carolingia, construida como una sala de triple arco que domina la puerta, con la fachada arqueada intercalada con columnas y pilastras clásicas adosadas por encima.

La capilla palatina de Aquisgrán, construida entre los años 792-805, se inspiró en la iglesia octogonal justiniana de San Vitale en Rávena, construida en el siglo VI, pero en Aquisgrán hay un complejo de entrada occidental monumental de gran altura, como un conjunto llamado westwork, una innovación carolingia.

Imperio romano

El rey franco Carlomagno llevó a cabo numerosas conquistas y en el año 800 se convirtió en emperador. El Imperio carolingio no duró mucho, pero fue la única vez durante la Edad Media que toda Europa occidental estuvo unificada.

El equivalente al primer ministro en el reino de los francos se llamaba alcalde de palacio o major-domo. Este cargo se hizo más influyente, y en el año 751 d.C. el mayordomo Pippin I el Joven depuso al rey de los francos y ocupó el trono. Esto creó un problema de legitimidad para la nueva familia gobernante, la dinastía carolingia.

  ¿Cuál es el libro sagrado del confucianismo?

El Papa necesitaba ayuda para luchar contra la invasión lombarda de Italia. Pippin y su hijo Carlos decidieron ayudar al Papa para obtener su apoyo. Así, sometieron a los lombardos y dieron tierras a la Iglesia. A cambio, el Papa apoyó a los carolingios y legitimó su ascenso al poder.

Carlos, que llegó al trono a la muerte de su padre en el año 768, siguió ampliando sus dominios y en el año 800 fue coronado emperador en Roma por el Papa León III. Recibió el título de Magnus (el Grande) por mantener el control sobre extensos dominios, y fue conocido como Carlomagno. El sueño de Carlomagno era reconstruir el Imperio Romano de Occidente. Estableció su capital en Aquisgranum (la actual Aquisgrán, en Alemania).

Arte carolingio

El Renacimiento carolingio fue el primero de los tres renacimientos medievales, un periodo de actividad cultural en el Imperio carolingio. Se produjo desde finales del siglo VIII hasta el siglo IX, inspirándose en el Imperio Romano Cristiano del siglo IV. Durante este periodo, se produjo un aumento de la literatura, la escritura, las artes, la arquitectura, la jurisprudencia, las reformas litúrgicas y los estudios bíblicos.

El Renacimiento carolingio se produjo principalmente durante los reinados de los gobernantes carolingios Carlomagno y Luis el Piadoso. Contó con el apoyo de los eruditos de la corte carolingia, sobre todo de Alcuino de York[1]. La Admonitio generalis de Carlomagno (789) y la Epistola de litteris colendis sirvieron de manifiesto.

Los efectos de este renacimiento cultural se limitaron principalmente a un pequeño grupo de literatos de la corte. Según John Contreni, “tuvo un efecto espectacular en la educación y la cultura en Francia, un efecto discutible en los esfuerzos artísticos, y un efecto inconmensurable en lo que más importaba a los carolingios, la regeneración moral de la sociedad”[2][3] Los líderes seculares y eclesiásticos del Renacimiento carolingio se esforzaron por escribir mejor el latín, por copiar y conservar los textos patrísticos y clásicos, y por desarrollar una escritura más legible y clasicista, con letras mayúsculas y minúsculas claramente diferenciadas. Fue la minúscula carolingia la que los humanistas del Renacimiento tomaron como romana y emplearon como minúscula humanista, a partir de la cual se ha desarrollado la escritura itálica moderna. También aplicaron las ideas racionales a las cuestiones sociales por primera vez en siglos, proporcionando un lenguaje y un estilo de escritura comunes que permitieron la comunicación en casi toda Europa.

  ¿Dónde se origino el protocolo empresarial?