¿Qué costumbres tiene Haití?

Tradiciones narrativas haitianas

La cultura de Haití es una mezcla ecléctica de elementos africanos, taínos y europeos debido a la colonización francesa de Saint Domingue y a su numerosa y diversa población africana esclavizada, como se pone de manifiesto en la lengua, la música y la religión haitianas.

Los artistas también pintan de fábula. Las personas se disfrazan de animales y los animales se transforman en personas. Los símbolos adquieren un gran significado. Por ejemplo, un gallo suele representar a Aristide y los colores rojo y azul de la bandera de Haití, suelen representar a su partido Lavalas.

Desde el terremoto de 2010, la arquitectura ha dado un gran giro. Con daños estimados en 10 millones de dólares, se tomaron medidas arquitectónicas de inmediato. Inmediatamente después del terremoto, Artículo 25 del Reino Unido consiguió unos 350 arquitectos en 2010 para ayudar a reconstruir Haití. También hubo un gran esfuerzo por parte de los EE.UU. a través del esfuerzo de Arquitectura para la Humanidad que se inició después del terremoto. El estilo de la arquitectura se volvió muy razonable e implicó un estilo minimalista y funcional para ayudar a reconstruir los daños de la manera más eficiente posible. También ha habido una fuerte iniciativa para construir más clínicas al aire libre diseñadas con precauciones sanitarias como gran prioridad[3][4].

Festivales en Haití

Haití es uno de los principales países de origen de los inmigrantes en Estados Unidos. Muchos han venido por razones económicas para escapar de una de las economías más pobres del hemisferio occidental. Otros han huido por razones políticas.

La cultura haitiana es bastante distinta y menos familiar para la mayoría de los estadounidenses que muchos otros grupos culturales (las culturas latinas, por ejemplo). La cultura y la lengua haitianas también son muy distintas de las de otros pueblos caribeños. A menudo no se reconocen estas diferencias. La mayoría de la gente en Estados Unidos tiene muy poca información sobre la cultura y la historia haitianas, y sus percepciones al respecto suelen estar influenciadas por las representaciones simplistas de Hollywood.

  ¿Cómo se saluda en haitiano?

Para los proveedores de servicios para discapacitados que trabajan con haitianos es imperativo entender las perspectivas haitianas sobre la naturaleza de la discapacidad, incluyendo la vergüenza y el estigma social que a menudo se asocia a los individuos de la comunidad haitiana que tienen discapacidades. Estas actitudes impiden que las familias haitianas busquen apoyo e inclusión social de sus hijos e hijas en actividades y programas comunitarios. Es posible que las familias nunca aprovechen los programas y servicios sociales disponibles. Muchos de estos niños se aíslan socialmente y las familias llevan una vida apartada de su comunidad. Los educadores y los especialistas en salud que conozcan las creencias de los haitianos sobre la discapacidad estarán en mejor posición para tender puentes a las familias haitianas y diseñar programas y servicios que tengan en cuenta su sistema de creencias. Una mejor comprensión de la naturaleza del estigma social con el que viven los padres y los niños también permitirá a los profesionales no haitianos unir fuerzas con los colegas haitianos que intentan cambiar las actitudes de su comunidad hacia la discapacidad.

Religión en Haití

Cultura y costumbres de Haití comienza con una visión general de la isla montañosa que parecía prohibida para los colonizadores europeos. Se repasan los periodos históricos, que incluyen la colonización francesa, la ocupación estadounidense a principios del siglo XX, la Independencia y los reinados de los Duvalier, hasta la actualidad, y proporcionan el marco del volumen. Un capítulo sobre el pueblo y la sociedad detalla el orgullo del estado negro que gestionó la única revolución esclavista exitosa de la historia. Se describen los extremos de la sociedad, desde la élite hasta el campesinado y los habitantes de los barrios marginales, junto con los haitianos en la diáspora. A continuación se explica la religión en Haití, con la fuerte amalgama de catolicismo romano y vaudou, una importación de África occidental. Un capítulo sobre las costumbres sociales señala la alegría que se encuentra en una cultura tan deprimida económicamente. Los capítulos sobre los medios de comunicación y la literatura y la lengua se desarrollan necesariamente en el contexto de la historia política de Haití. Una sección sobre la escritura en criollo es especialmente intrigante. Por último, los capítulos sobre las artes escénicas y las artes visuales evocan la energía y el color del pueblo en formas como el jazz y la danza vaudou, el rara rock contemporáneo y la influencia folclórica en la pintura haitiana. El texto se completa con una cronología y un glosario.

  ¿Cuál es el baile tipico de Haití?

Historia de Haití

La población de Haití, de 10 millones de habitantes, disminuye actualmente a un ritmo del 0,79% según los expertos. El país tiene una alta tasa de natalidad, pero la emigración debida a la alta tasa de desempleo (80,3%), la falta de servicios y la mala salud mantienen bajas las tasas de crecimiento general. La mayoría de la población vive en la pobreza. Hasta 300.000 personas murieron en enero de 2010, cuando un terremoto sacudió Puerto Príncipe y otras regiones del país, causando daños por valor de hasta 7.900 millones de dólares. La mayoría de los haitianos son descendientes de esclavos africanos que llegaron a la isla a partir del siglo XVI. Una pequeña proporción de los haitianos (5%) es de herencia mixta o blanca, conocida como (les Mulatres).  Un gran número de haitianos vive en Florida, Nueva York, la zona de Boston y Montreal, formando lo que la mayoría de la gente llama (la Diáspora).  También hay comunidades haitianas en otras partes de Canadá, Estados Unidos y otros países. Los haitianos llevan décadas viviendo y trabajando en la República Dominicana, de hecho, desde 1844. A lo largo de la década de 1900, la mayoría de los haitianos que viajaron a la parte dominicana de la isla trabajaron en la industria agrícola, concretamente con la caña de azúcar (Nan Batey).