Isla de chiloe costumbres

Isla de chiloe costumbres

Isla de chiloe costumbres

Historia de chiloé

La isla de Chiloé se encuentra en la parte central de Chile. Nada más pisar el suelo de la isla, se nota la clara diferencia con el resto del país. Las casas sobre los pilares, las iglesias de madera, muchas de las cuales están en la lista de la UNESCO, las costumbres y los platos diferentes son la prueba de que en la isla vive un pueblo orgulloso y obstinado. Los herederos de los pueblos chono, huilliche y cunco se empeñan en conservar la tradición de su cultura. Los visitantes se traen un montón de hermosos recuerdos de esta isla.

El clima de chiloé

En febrero se celebran varias fiestas tradicionales en el archipiélago de Chiloé, en el sur de Chile. En ellas se festejan las costumbres indígenas más importantes de la zona. Aquí le contamos sobre cinco eventos que reúnen a locales y visitantes en Chiloé.

Similares a un ritual sagrado, estas fiestas celebran el contacto con la naturaleza y han evolucionado a partir de las tradiciones agrarias y cristianas de la población rural. Son la ocasión perfecta para celebrar la forma de vida, las tradiciones y la cultura de los “chilotes”, o personas que viven en las islas.

Este pueblo está muy cerca de Castro, a unos cinco kilómetros al sur. Su nombre, que significa “entre jorobas”, proviene de la lengua huilliche. La zona ha experimentado un rápido aumento del turismo y la vivienda.

Ubicada a 36 kilómetros de Castro por un camino sin pavimentar, La Estancia es conocida por sus productos agrícolas que se venden en los mercados de Chiloé. Este festival musical rural, que se celebra el primer domingo de febrero, consiste en música campesina y folclórica acompañada de comida y bebida local.

  Tradiciones de la cuaresma

Isla de chile

Podríamos decir que es uno de los lugares más especiales de Chile. No sólo porque es una isla de leyendas, mitos e historias, sino porque tiene gran parte del patrimonio cultural de nuestro país y una gran superficie de vegetación autóctona.

Al llegar a Castro, Dalcahue, Mechuque, la isla de Lemuy y muchos otros pueblos coloridos encontramos la misma sonrisa en cada esquina. Son los chilotes que ponen el alma en lo que hacen y convierten su trabajo en verdaderas obras de arte. En las calles verás puestos de artesanía, encontrarás chalecos y ponchos tejidos a mano con lana de oveja. Lo que antes era una forma de trueque (ropa a cambio de comida), hoy se ha convertido en la esencia de la isla y en una de sus tradiciones más profundas.

La isla de Chiloé también es conocida por sus iglesias de madera del siglo XVIII, de las cuales 16 son Monumento Histórico Nacional y desde el año 2000 Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Fueron construidas por trabajadores locales con materiales nobles de la zona y el diseño estuvo a cargo de los sacerdotes jesuitas españoles. Esto generó una mezcla cultural muy interesante entre la arquitectura española y la chilena.

Datos de la isla de chiloé

Explore su mítico territorio, sus coloridas iglesias de madera, 16 de las cuales fueron declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Pruebe el tradicional plato de curanto que incluye mariscos y otros ingredientes como la patata de Chiloé, cocinada en un pozo de piedras calientes.

Y si lo que busca es naturaleza, la isla le ofrece paisajes cinematográficos. Recorra los diversos senderos y navegue en kayak por sus maravillosos canales. Los parques nacionales de Chiloé y Tantauco te cautivarán con sus colores siempre verdes.

  Costumbres de las islas baleares

Si viajas a esta mística tierra de brujas y magos, no dejes de visitar el Museo Regional de Ancud, donde podrás conocer la historia, mitología y artesanía de la zona, así como su pasado indígena. Visite también el Fuerte San Antonio, donde la vista del puerto es espectacular.

Ubicada entre cerros y una exuberante vegetación, esta ciudad invita a pasear, a probar sus restaurantes de mariscos, a visitar sus tiendas de artesanía y a dejarse llevar por los coloridos “palafitos” (casas construidas sobre pilotes) de su paseo marítimo, una clásica postal chilota.