Concepto de buenas costumbres

Concepto de buenas costumbres

Concepto de buenas costumbres

Decencia en una frase

Publicidaddecencia (n.)Década de 1560, “idoneidad, estado o cualidad de ser apto o adecuado”, del latín decentia “cortesía, decencia”, de decentem “apropiado, adecuado”, participio presente de decere “ser apropiado o adecuado”, del PIE *deke-, de la raíz *dek- “tomar, aceptar”. El significado de “modestia, ausencia de obscenidad” (es decir, “adecuación a las normas de la sociedad”) procede de la década de 1630.Entradas que enlazan con decencia*dek- raíz protoindoeuropea que significa “tomar, aceptar”.

Forma todo o parte de: condigno; delicado; decente; decorar; adornar; decoroso; digno; dignificar; dignidad; diplodocus; discípulo; disciplina; desprecio; docente; docetismo; dócil; docimidad; doctor; doctrina; documento; dogma; dogmática; doxología; heterodoxia; indignación; indignación; indignación; indignidad; ortodoxia; paradoja; sinécdoque.

Definición de decencia común

El trabajo a distancia nos ha dado la oportunidad de repensar la forma en que nos relacionamos con los demás. Esto requiere paciencia, tenacidad e inteligencia emocional. Sin embargo, quizá hayamos subestimado el camino más sencillo para llegar a la gente. Ya sea a distancia o en la oficina, ser decente es la base de toda comunicación.

Afortunadamente, todos tenemos la capacidad de ser más decentes con los demás. En la última sesión de Conversaciones en el Trabajo, exploramos lo que es la decencia y cómo genera confianza, respeto, pertenencia y seguridad psicológica en el trabajo.

Tuvimos la suerte de contar con Rita Kakati-Shah, fundadora y consejera delegada de Uma, y Kelsy Trigg, vicepresidenta y jefa global de asesores de recursos humanos de SAP, para dirigir esta conversación informativa. Sus diversas experiencias y conocimientos fueron una ventaja a la hora de abordar este importante tema.

  Costumbres y tradiciones de chile

A fin de cuentas, la decencia consiste en ser un buen ser humano que respeta y valora a los demás. La forma más sencilla de demostrar hasta qué punto se actúa con decencia en el trabajo es a través de las palabras que utilizamos. La forma en que nos dirigimos a la gente transmite si confiamos y respetamos a los demás. Dando un paso más, la forma de escuchar a los demás demuestra tu nivel de decencia. Cuando escuchas a alguien, ¿le miras? ¿O estás mirando tu teléfono o haciendo varias cosas a la vez?

Definición de decencia humana

La decencia sigue siendo uno de los términos más frecuentes, aunque menos comprendidos, en el discurso político actual. Al evocar el respeto, la amabilidad, el valor, la integridad, la razón y la tolerancia, ha expresado durante mucho tiempo un deber y una creencia incuestionables en la promoción y la protección de la dignidad de todas las personas. Hoy esta creencia incuestionable está en crisis. El tribalismo y la política de identidad han obstaculizado y amenazado su estabilidad moral y su eficacia. Sin embargo, muchos siguen infravalorando su carácter político aislándolo de los efectos de la política identitaria.  Decency and Difference sostiene que la decencia es una fuente primaria de la tensión política que desde hace mucho tiempo configura las luchas por el poder, la identidad y la justicia en el ámbito mundial. Distingue entre las vertientes básica, conservadora y liberal de la decencia para examinar críticamente las numerosas aplicaciones conflictivas y competitivas de la decencia en la política mundial. En conjunto, estas diferentes vertientes reflejan una larga y desigual evolución desde los imperios británico y estadounidense hasta una red global de justicia. Al abordar las contradicciones de las cualidades progresistas y retrógradas de la decencia y el papel que desempeñan la emoción y el afecto en el impulso de estas contradicciones, el libro expone las numerosas lagunas de la decencia y las formas dispares en que se practica en la política mundial. El libro aborda así el reto global de conciliar las diferentes propiedades políticas y configurar una ética política de la decencia diversa.

  Como se transmiten las tradiciones

Ejemplos de decencia

Aunque debemos ayudar a mejorar la vida de las personas con discapacidad, no es porque les debamos ayuda. El artículo comienza con un análisis de algunas características de las discapacidades: son definitorias, ubicuas, mutables, dependientes del contexto y normativas. Se analiza el significado moral de “deber” y se exponen las fuentes de los deberes morales y se relacionan con las reivindicaciones morales de los discapacitados. Por último, el artículo sugiere que la decencia -una preocupación mínima por el bienestar de aquellos cuya suerte podemos mejorar- es una forma más rica de explicar la conveniencia moral de ayudar a los discapacitados.